Posts By : Helping by Doing

Newtons_cradle_animation_book4
El Péndulo de Newton: ¿Cómo vincular la “bola” de la empresa con la “bola” de las entidades sin ánimo de lucro?

Se necesita que el tiempo y talento de los empleados de las compañías se derrame en las entidades sin ánimo de lucro, se necesita que Helping by Doing diseñe proyectos o eventos responsables capaces de conectar ambos mundos.

¿Por qué el Péndulo de Newton como parte de nuestra marca?

HbD_banner_729x80Helping by Doing es el canal de comunicación entre estos tres grupos de interés: empresas, empleados y entidades sin ánimo de lucro.

Hemos escogido el péndulo de Newton como fiel reflejo de nuestra misión: “vincular los objetivos de empresas, empleados y entidades sin ánimo de lucro  mediante proyectos o eventos responsables de Voluntariado Corporativo”

Las empresas, las personas, las entidades sin ánimo de lucro necesitan de este tipo de proyectos para el bien de todas las partes, para el bien de nuestra sociedad.

Nuestro fin es: “mover la bola de cada uno de los extremos, la bola de la empresa y la bola de las entidades sin ánimo de lucro, con la misma fuerza y con la misma intensidad”.

voluntariado
El Voluntariado Corporativo una necesidad de la sociedad

Como consecuencia de la labor de Investigación, Desarrollo e Innovación (I+D+i) que estamos realizando para The Helping by Doing Foundation, fundación Internacional del Voluntariado Corporativo, llevamos unos meses visitando y estudiando a numerosas entidades benéficas: fundaciones, asociaciones y ONG´s. Éstas son nuestras primeras impresiones:

Según vamos conociendo el mundo de dichas organizaciones, uno toma conciencia de un universo lleno de personas dispuestas a hacer de su trabajo una vocación, también de la riqueza de proyectos que en su mayoría están sufriendo por la falta de medios: mayor número de manos cualificadas y recursos económicos para sustentarlas.

En una de las zonas más conflictivas de Vallecas, me encontré con Blanca y Rafa (Asociación Barro). Entre sus fines está el mediar entre las diferentes etnias de la zona – inmigrantes y gitanos. Un poco más allá conocí a Noelia (Fundación Tomillo). Vive rodeada de estudiantes, jóvenes, muchos de ellos en riesgo de exclusión social. Hace que la satisfacción de su vida sea ver como éstos se reintegran en la vida laboral. Más tarde conocí a Marcelino (Special Olympics), quien ayuda  para que los discapacitados, mediante el deporte y actividades al aire libre, hagan de su día a día, jornadas llenas de alegría, además de ser una necesidad para su mejor calidad de vida. Otra día, conocí a Rosa (Amigos de los Mayores), la cual me mostró cómo lograr que ancianos que viven totalmente solos en sus casas, tengan ayuda y un amigo con el cual compartir su vida. También está Marion (Fundación Felíx Rodriguez), impulsando y desarrollando proyectos de comunicación y concienciación de la sociedad para enriquecer la vida del hombre y la tierra que lo sustenta. Miguel (Fundación Balia) cuida, en otras barriadas de Madrid, de niños y jóvenes con dificultades, desarrollando proyectos educativos, combatiendo el retraso y fracaso escolar. Eduardo (Global Nature) nos mostró entre otras cosas de la importancia de transmitir conocimientos acerca de los ecosistemas y la necesidad de su conservación para cada uno de nosotros. María José (juegaterapia) se pasa el día recogiendo consolas y ahora también creando mágicos jardines en hospitales,  todo con el fin de generar felicidad y ayudar a suscitar milagros en las áreas de los hospitales de oncología infantil. Pilar y Raul (Grupo Fundosa) trabajan donde la mayoría  de sus compañeros son personas con diferentes discapacidades, colaborando para que lleguen a metas donde muchos no hemos sabido llegar.

Y así podría seguir describiendo a miles de personas que dedican sus vidas a ayudar a quien más lo necesita. Estas visitas y estudios son solo una parte de la investigación, como hemos comentado; la otra parte, la estamos desarrollando dentro de las empresas:

Africa (Responsable de Marketing Estratégico en Aegon Seguros) hace del Marketing un instrumento, que aparte de la consecución de resultados, genera unión y  mejora de clima entre los empleados. Elsa (Gerente Consultora en Deloitte) pone su gran humanidad, sus conocimientos y seis idiomas al servicio de la consultoría, habiendo desarrollado la misma en varios continentes. Eva y Maru (Empresarias y Directoras de ConCausa e Ideas) ponen el mundo de la cultura y las artes escénicas al servicio del crecimiento humano. Lupita y José Luis (Empresarios y Directores de Olacoach) son dos coaches de máximo prestigio y reconocimiento internacional. Eric (Fundador y Director General del grupo Eventoplus) es un hombre líder de los medios del sector y un  apasionado por el mundo de los eventos. Carolina (Isban Grupo Santander) es experta en el difícil medio de las finanzas. Alex (General Manager del Hotel Hesperia Madrid) es un joven gerente de muy alto standing. Beatriz (Directora de Artefacto Crea) hace de la creatividad un compromiso. Christopher (Empresario y Director de BrandSmith) es un genio del branding a nivel internacional.  Rocío (Empresaria y Directora General de Efecto Impacto) hace de sus eventos una manera de transmitir sentimientos vinculados a la alta consecución de resultados.

Todos son personas de éxito profesional, muy comprometidas con sus responsabilidades; son un ramillete de talentos, los cuales, día a día, ponen al servicio de su organización. Algunos de ellos tienen dificultades para conciliar su jornada laboral con el cuidado de sus seres más queridos. Muchos de ellos son padres y madres que salen de su oficina corriendo para reencontrarse con sus hijos. No sé como lo consiguen, pero sé que lo hacen.

¿Qué podríamos hacer para que Africa, Elsa, Beatriz, Maru, Rocío o Christopher,  colaboraran con Blanca, Noelia, Rosa, Raul, Miguel o Marcelino?

Si las empresas supieran que el Voluntariado Corporativo ayuda a sacar lo mejor de uno mismo, que desarrolla los valores humanos, y nos guía a alcanzar la velocidad punta de la inteligencia; es decir, arrastra nuestros talentos y emociones a la acción, revitalizando los mismos…

Si las entidades benéficas comprobaran cómo estas personas podrían ser capaces por su carisma y valía de ayudar a conseguir objetivos inimaginables para sus asociaciones, fundaciones y ONG´s…

Si esto fuese así, empresas, empleados y ONG´s tomarían consciencia de que el Voluntariado Corporativo es una fuerza poderosa que podría cambiar muchas actitudes de nuestra sociedad.

972783_10201655233095148_1849855943_n

¿Cómo conseguir que por ejemplo Eva; empresaria, directora, esposa y madre de cinco hijos, dedique también sus talentos a los más necesitados?

Sólo con esta pequeña reflexión inicial de nuestra investigación, podemos asegurar que el Voluntariado Corporativo es una necesidad de la sociedad para todas las partes implicadas.

¿Cómo hacerlo realidad?

1.- Las empresas: Facilitando el tiempo de sus empleados; esa es su mejor donación; además de otras donaciones económicas como contraprestación de servicios.

2.- Los empleados: Comprometiendose con proyectos de corta, mediana e incluso de larga duración con entidades benéficas, donde puedan entregar y a la vez desarrollar sus capacidades. Posiblemente ellos son los grandes beneficiados del voluntariado corporativo. Deben tomar conciencia de la importancia de su labor para ellos mismos y para la sociedad.

3.- Las entidades benéficas: Siendo pacientes y desarrollando formaciones y métodos para la integración del voluntariado corporativo en sus entidades como una de sus principales riquezas; buscando expertos que les ayuden a crear proyectos responsables, que sean una contraprestación de servidos para las empresas.

Necesitamos hacer mucho esfuerzo con una buena dosis de creatividad, para que logremos vincular los objetivos de estos tres grupos de interés: empresas, empleados y entidades benéficas (y sus beneficiarios), mediante proyectos responsables capaces de unificar y multiplicar los beneficios para todas las partes.

En definitiva tres pasos iniciales: 1) la donación de tiempo por parte de las empresas, 2) el compromiso por parte de los empleados y 3) la presentación de proyectos responsables vinculados a los objetivos empresariales por parte de las entidades benéficas.

Nuestro reto es, que personas como Eva, puedan hacer del Voluntariado Corporativo una parte importante de su vida. Asumimos, con la creación de The Helping by Doing Foundation y en colaboración con el resto de entidades benéficas, este reto como nuestra razón de ser.

@helpingbydoing

10256864_727010940671898_6531697292534823556_n

5.si_aegon_kenia1
Prólogo de una marca: THE HELPING BY DOING FOUNDATION

Manifiesto de la marca THE HELPING BY DOING FOUNDATION:

“Hay muchas maneras de ser caritativo. El que da una limosna, lo es. El que extiende un talón con muchos ceros para una organización benéfica, también. Pero nosotros pensamos que si bien dar es importante, es mucho más noble hacer solidaridad. Hacer, por uno mismo, cosas que ayudan e ilusionan a nuestros semejantes. Hacer que este planeta sea un lugar un poco más humano y responsable. 

Hacer para generar la mayor de las riquezas, la felicidad interior de las personas. Una felicidad que nace de la satisfacción y la gratitud, poniendo nuestro esfuerzo a trabajar en el apoyo a los demás. Conectando los que tienen tiempo con los que no tienen nada. Hacer que se cumplan sus sueños, haciendo que se cumpla el nuestro: tejer un sistema colaborativo y honesto de hacer solidaridad. Porque todos juntos, ayudando a ayudar, podemos hacer mucho más”.

Christopher Smith – BrandSmith

Imprimir

Si a la caridad hubiera que ponerle una marca profesional para aquellas personas y empresas que donan su tiempo y talentos, de una manera gratuita, en favor de los más necesitados, a esa marca o profesión, la llamaríamos VOLUNTARIADO CORPORATIVO.

Esta profesión existe y necesita como tantas otras de mucha especialización, de verdaderos expertos en la materia, de grandes talentos, de tiempo, de investigación, de estudio, de perseverancia y de esfuerzo para sacarla adelante.

Ser voluntario no es un hobby o un pasatiempo. Ser voluntario es una actividad profesional de alto rendimiento. Ser voluntario requiere de una especialización detallada, de una entrega sin limites, de un superarse a sí mismo, de una mejora continuada, de un riguroso estudio.

Ser voluntario es un camino hacia la excelencia profesional. Todo trabajador, para conseguir lo máximo de sí mismo, debería ser empleado de una compañía y además ser voluntario donde más valor pueda generar.

Tu trabajo en una empresa, ya sea como empresario o empleado, genera una serie de valores que te ayudan a mejorar. Tu trabajo como voluntario, implementa estos mismos valores de una manera espectacular. Diría que da luz y sentido a toda tu actividad profesional, complementando tu círculo de desarrollo.

Nos hemos dedicado a la realización de eventos corporativos de motivación (Viajes de Incentivo, Congresos, Outdoor Training, Experiential Coaching…), utilizando al mundo como una herramienta de marketing – la naturaleza, las ciudades, la cultura, las razas, los pueblos… Han sido más de 25 años viajando para hacer sueños realidad, para despertar en el ser humano emociones, a través de la vivencia de actividades, que les movieran el corazón a seguir luchando por aquellos nobles objetivos empresariales para los cuales nos habían contratado.

Fuimos premiados y finalistas a la excelencia en los eventos, por eventos como “Los Siete Pilares de la Sabiduría” en Jordania, “Los Caldos de la Australia” en Australia, “Los Cuentos de Dresden” en Alemania, “El Circo de las Oportunidades” en España, o “El Hombre en Busca de Sentido” en Polonia.

Publicamos libros como “Retos, Tendencias y Oportunidades en el Sector de los Eventos” (2007) escrito por uno de los patronos de The Helping by Doing Foundation, Francisco Alcaide Hernández, donde ya hablábamos de eventos responsables.

retos, tendendias copia

Hemos desarrollado eventos para empresas como  Acer Computer – Aegon – Ashurst – Aviva – Bain & Company – Banco Santander – Banesto –  BBVA – British Telecom (BT) – Bureau Veritas – Business Integration by BT – Canariense – Checkpoint – Chevrolet – Coproven – Dextra – DKV Seguros – Emerson – Eval – Ges Seguros – Givenchy – Hyatt Villa Magna – IE Familiar – ING Nationale Nederlanden – Isover  – Japanese Tobacco Industry – KPMG – L’Oréal – Leroy Merlin – Mediaplaning – Mitsui – Orange – Ortho Johnson & Johnson – Placo Procustic – Roche – SAP – SAS – Telefonica – Telepizza – UB – Unitronics – Vincle – Victoria Meridional – Yobien Tubien

Toda esta experiencia, queremos focalizarla en aquello que vimos que no solo movía el corazón de las personas, sino que ejerce algo superior que eclipsa a todo lo anterior, algo de lo que inicialmente hablábamos: el Voluntariado Corporativo.

The Helping by Doing Foundation nace como una herramienta de gestión para las empresas y sus empleados mediante acciones de voluntariado corporativo; y como una fuente de ayuda e ingresos para las entidades benéficas (ONG’s, asociaciones y fundaciones) y sus beneficiarios.

Todo comenzó durante un viaje de prospección a Kenia en el año 1999 de la incipiente compañía TERRA Consultoria de Incentivos. En él, se fraguó la idea de realizar una actividad solidaria dentro de un viaje de Incentivo para la empresa Aegon Seguros. La actividad responsable consistió en construir un dormitorio para unas niñas que diariamente tenían que desplazarse a dicha escuela “Olkurruk” en los peligrosos entornos de Masai Mara. The Helping by Doing Foundation es fruto de aquella primera experiencia. Fue un 29 de marzo de 2000, cuando lo anteriormente comentado, se hizo realidad. Fueron 106 empleados los que durante casi todo el día, comenzaron a levantar la escuela; y como dijo su director general en aquella soleada mañana:

“el verdadero valor, no es el dinero que la empresa ha dedicado a la construcción de esta escuela, el verdadero valor es que vosotros durante este día, vais a comenzar a levantar la misma con vuestras propias manos” .

El resultado de esta actividad fue tan ilusionante, que durante los últimos 15 años, tanto en TERRA Consultoria de Incentivos, como en AMATEO Events & Incentives Studio, hemos intentado incluir, siempre que el objetivo de nuestros clientes lo permitiera, una actividad solidaria que ponga alma a nuestros eventos; es decir, como nos decía María Franco, directora de la fundación LQDVI “que el evento tenga un fin solidario que lo justifique”.

Hemos llegado a los cinco continentes, comprobando el resultado de cada una de estas actividades responsables, como un antes y un después dentro de todas nuestras acciones de motivación, comunicación y marketing.

Actividades como: Escuela Olopikidongoe, Kenia (1999-2000) – Biblioteca, Ushuaia, Argentina (2002) – Training Ecológico, Monte Nebo, Jordania (2003) – Biblioteca, La Rosinha, Rio de Janeiro (2004) – Escuela de Danza del Bolsoi Soviético, Moscú (2005) -Pueblo Nubio, Egipto (2006) – Training Ecológico, Santiago de Compostela (2007) – Escuela, Senegal (2009) – Escuela en el Valle Sagrado, Cuzco, Perú (2010) – Centro de Acogida Carmen Sacristán, Fundación Rais, Madrid (2011) – Banco de Alimentos, Madrid (2012) – Fundación Pita López, Terapias especializadas, Madrid (2013) – Fundación Theodora, Dr. Sonrisa para niños hospitalizados, Madrid (2013) – FUNDOSA-ONCE, Reinserción laboral de personas con discapacidad, Madrid (2013)

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Como consecuencia de esta primera iniciativa (Kenia) nació otra que ha sido uno de los pilares fundamentales del VC (Voluntariado Corporativo) en España. Al inicio de la década del año 2.000, el Voluntariado Corporativo en España no tenia suficiente madurez. Así que de una manera experiencial, desarrollamos una actividad participativa para que las empresas tomaran conciencia por sí mismas de sus beneficios. Estamos hablando de como nació la idea original del Día Solidario de las Empresas (DSE).

Tras una primera reunión, el entonces responsable de Marketing de la Fundación Cooperación Internacional, Alfonso Sanchez-Romero, se enamoró tanto de la idea, que pronto nos pusimos manos a la obra; y en el camino encontramos el máximo apoyo por parte de Carmen Bieger, Directora de la Fundación Antena 3. Ambas entidades son el cuerpo y alma en el desarrollo de esta iniciativa.

Como dice la ultima nota de prensa del DSE del año 2013:

“A lo largo de estas siete ediciones, el DSE ha aumentado el número de ciudades que participan simultáneamente en esta jornada solidaria de voluntariado corporativo: Madrid, Sevilla, Bilbao, Valencia, Zaragoza, Barcelona y, por primera vez, este año se une también, A Coruña. Año a año, también ha crecido en número de empresas participantes pasando de 15 compañías durante la primera edición a 44 empresas, en 2013. Así mismo, también el número de voluntarios ha ido incrementándose desde 250 empleados solidarios a contar con 1.000 voluntarios dispuestos a comprometerse en la transformación del entorno que les rodea. Además, el DSE marca un punto de referencia en el calendario, que es seguido por las múltiples acciones de voluntariado corporativo que se realizan a lo largo del año, a favor de cientos de personas necesitadas en nuestro país.”

1193413158_0Ambas iniciativas han sido premiadas:

▪ “A las 100 mejores ideas por Outdoor Solidario en Kenia” otorgado por la revista Actualidad Económica (entregado a la empresa Terra Consultoría de Incentivos)

▪ El Día Solidario de las Empresas ha recibido el “Premio Comunidad de Madrid” (entregado a la fundación Cooperación Internacional)

Destacar que durante los últimos tres años, hemos dedicado gran parte de nuestro tiempo al voluntariado, colaborando en la gestión de miles de jóvenes voluntarios en las JMJ Madrid 2011 (6 meses) y JMJ Rio 2013 (11 meses).

Ambas experiencias han sido determinantes a la hora de tomar la decisión final de focalizar toda nuestra actividad profesional en pos de la investigación y desarrollo del voluntariado corporativo.

Son reconocidos profesionales expertos en comunicación, management, liderazgo, eventos, consultoría, RR.HH … los que ya forman parte de nuestro equipo, sea como patrones, equipo de colaboradores o como equipo ejecutivo.

También están naciendo futuras delegaciones guiadas por jóvenes emprendedores en países como Argentina, Chile, México y Colombia.

En The Helping by Doing Foundation vamos a gestionar los talentos de las empresas de una manera creativa e ilusionante. Seguiremos utilizando el mundo como una herramienta de marketing. Seguiremos buscando como dar valor a los objetivos de las empresas, como satisfacer las demandas de los empleados… lo haremos vinculando los mismos de una manera participativa e imaginativa mediante actividades responsables, logrando que las entidades benéficas y sus beneficiarios tengan mayor ayuda mediante un nuevo voluntariado corporativo altamente cualificado y nuevos fondos con los cuales atender sus necesidades.

Lucharemos para que The Helping by Doing Foundation transmita en cada uno de nuestros proyectos los valores irrenunciables, como bien los llama Christopher Smith creador del branding de nuestra marca:

Trabajar para ilusionar

Felicidad para enriquecer

Conectividad para ayudar

Solidaridad para equilibrar

Responsabilidad para actuar

Optimismo para creer

 Este es el final del prólogo de una marca The Helping by Doing Foundation, que deseamos que muy pronto sea un referente mundial para las empresas en I + D + i, investigación, desarrollo e innovación del voluntariado corporativo.

The Helping by Doing Foundation
Facebook
Últimos Tweets